Reúnen a comunitarios e inversionistas para despejar mitos sobre el derecho a la consulta

Con el fin de disipar los mitos en torno al derecho a la consulta, conforme al Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), la Cámara de Industria de Guatemala (CIG) organizó hoy el foro Alcances del Convenio 169, donde autoridades, comunitarios e inversionistas convergieron para informarse sobre el asunto.

Hernán Coronado, oficial técnico, especialista en Pueblos Indígenas, de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), fue el encargado de exponer a los presentes el verdadero sentido de la normativa, la cual, según la OIT, “no es un mecanismo (la consulta) que pueda impedir el bien común, detener la inversión o el desarrollo del país. Tampoco busca disminuir la capacidad soberana del Estado. El verdadero poder de la consulta radica en el establecimiento de acuerdos conciliatorios que garanticen el respeto de los derechos de los involucrados”.

Javier Zepeda, director ejecutivo de la CIG, explicó que esta cita fue acordada, pues hay mucha desinformación sobre el proceso de consulta, lo que dificulta la adecuada resolución de controversias como la ocurrida con la Minera San Rafael.

En diversas ocasiones se ha hablado sobre el Convenio 169 y el proceso de consulta; sin embargo, existe aún mucha desinformación, misma que ha afectado, incluso, la economía del país, añadió el empresario.

Los principales participantes del encuentro fueron los Consejos Comunitarios de Desarrollo de Santa Rosa y autoridades locales de ese departamento.

Buscando la igualdad de derechos

La consulta busca aplicar los derechos humanos universales, siendo un instrumento que promueva la resolución de conflictos, reconciliación de intereses y vele por la no discriminación de pueblos indígenas, puntualizó el comunicado de la Cámara.

*Con información de Brenda Jiguan.

Gabriela Aguirre