El empoderamiento de ellas en la tecnología

En el desarrollo de la tecnología que nos ayuda al desarrollo participan hombres y mujeres, pero ellas en menor cuantía, aunque con iguales o mayores capacidades. Por ello, la Organización de Naciones Unidas (ONU), por medio de Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT), instauró el Día Internacional de la Niña en las TIC (Tecnologías de la Información y la Comunicación) el 21 de abril de cada año, con el propósito de alentar a las niñas y jóvenes mujeres a que se acerquen al mundo de la tecnología y así reducir la brecha que hay entre hombres y mujeres que se dedican a estas actividades.

En 2016, la Oficina Europea de Estadística, Eurostat, después de realizar estudios en dicho continente, estableció que, en 2014, el 80 por ciento de puestos en el desarrollo de la tecnología era ocupado por hombres. Y de ahí el interés porque las féminas encaminen sus pasos en ese mundo en que predominan los hombres. También tienen el propósito de empoderar a las mujeres por medio de estas disciplinas y con ello dispersar los estereotipos de género.

De acuerdo con datos de la UIT, en los próximos 10 años se crearán en el mundo unos 2 millones de puestos en las diferentes especialidades tecnológicas, y la ONU hace esfuerzos por incentivar a las mujeres jóvenes a que sean parte de este grupo especializado.

En el marco de este día especial, el Ministerio de Educación, con el apoyo de la Embajada de Taiwán, organizó tres encuentros, en distintos puntos del país, para alentar a las estudiantes a explorar áreas como matemáticas, física y electrónica.

Con este tipo de actividades estimulantes se podrá mostrar de mejor manera a las adolescentes el mundo de las tecnologías, y con ello motivarlas a que se decidan por carreras que las lleven al desarrollo de ciencias como la robótica, nanotecnología, telecomunicaciones y de manejo de sistemas informáticos, por ejemplo.

Una muestra de la brecha que hay entre géneros, en este tema, es el dato que descubre que el 46 por ciento de mujeres en el mundo tienen acceso a la internet, frente al 54 por ciento de hombres. Pero la UIT espera que cada año esta diferencia sea menor hasta conseguir la igualdad y terminar con una visión más amplia del mundo para hombres y mujeres por igual.

Redacción DCA