A continuar trabajando por el país

El Gabinete de Ministros del Gobierno continúa íntegro y con el compromiso de seguir trabajando por el país, y así continuar la atención a temas de interés general, como la seguridad, la generación de empleo y velar por la macroeconomía.

Bajo ese concepto, el presidente Jimmy Morales decidió no aceptar las renuncias de los titulares de Gobernación, Francisco Rivas; Finanzas, Héctor Julio Estrada, y de Trabajo,
Aura Leticia Teleguario.

“El Gabinete de Gobierno reafirma que la prioridad en este momento es la unidad nacional, por lo que este continúa integrado. Todos los ministros de Estado seguirán al frente de sus despachos con mayor compromiso del que han tenido en la gestión pública”, afirmó el mandatario.

Por su parte, los funcionarios que semanas atrás habían presentado su dimisión confirmaron que continuarán en sus cargos, luego de sostener un diálogo sincero y franco con el gobernante, con quien llegaron a la conclusión de que es necesario trabajar, porque Guatemala lo requiere.

En conferencia de prensa, los titulares de dichas carteras manifestaron estar convencidos de que los cambios se generan estando dentro de la administración estatal.

Además, están conscientes de que el país requiere del compromiso y las acciones de todos los guatemaltecos para laborar con transparencia, honestidad, probidad y en pro de las personas que necesitan de los servidores públicos.

En estos momentos, en que han ocurrido hechos que han golpeado a miles de familias, como los efectos de la lluvia, es importante cerrar filas para contrarrestar los daños. De esa cuenta, el Gabinete debe estar íntegro para que las decisiones sean las correctas y efectivas.

Es oportuno reiterar el llamado al diálogo y buscar el acercamiento con diferentes sectores de la sociedad, para reorientar o reforzar las políticas en materia de seguridad, justicia y  trabajo, así como velar por el buen rumbo de las finanzas de la nación.

Con la decisión del mandatario, de no aceptar las renuncias, se reafirma el compromiso del Gobierno de luchar incansablemente en favor de los más desposeídos.

Redacción DCA