“Esta Cumbre ha sido un éxito y una de las más asistidas”

Rebeca Grynspan secretaria general de Iberoamérica.

Al concluir la XXVI Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno, la secretaria general Iberoamericana, Rebeca Grynspan, calificó como un éxito el desarrollo de la misma, y una de las más asistidas y atendidas en la última década, en donde 22 países acordaron 17 objetivos para el Desarrollo Sostenible y su compromiso con el multilateralismo.

¿Cuál es su opinión sobre el desarrollo de la Cumbre?

Esta cumbre ha sido, la verdad, un gran éxito desde muchos puntos de vista. En primer lugar, un éxito en asistencia porque han estado representados todos los países iberoamericanos, y a un nivel que no se puede encontrar en ningún otro espacio.

Hemos tenido 18 países representados a nivel de jefes de Estado y de Gobierno, y de las vicepresidencias, y cuatro países representados por ministros y cancilleres. Así que desde el punto de vista de la asistencia, probablemente esta sea una de las cumbres más bien atendidas en la última década que hemos tenido.

En segundo lugar, todos los países han reafirmado un compromiso con el multilateralismo y también hubo un compromiso fortalecido con lo que representa el espacio iberoamericano de acuerdo y entendimiento, que ha sido reiterado por todos los países participantes.

¿Cómo se analiza el tema de la migración que afecta a Sur y Centroamérica?

El énfasis del comunicado especial es por una migración ordenada, regular, y se está negociando por parte de la Organización de Naciones Unidas un pacto global para las migraciones. Habrá una reunión en Marrakech, Marruecos, del 5 al 7 de diciembre de este año, y el comunicado que hemos acordado entre todos va en la dirección de una voz iberoamericana en el marco de esta reunión.

Se enfatiza la necesidad de una respuesta sustentada en la cooperación internacional y una visión compartida, responsable y solidaria a la migración.

Se rechazan todas las muestras de racismo, xenofobia y discriminación que enfrentan los migrantes y solicitantes de la condición de refugiados.

Además, se reafirma que el tema de la migración y el refugio deben ser abordados de manera integral por todos los países involucrados, tanto los países de origen, como los de destino.

¿Cómo se abordó la situación de Nicaragua y Venezuela?

Nicaragua y Venezuela estuvieron presentes y se dio el debate en la reunión de los jefes de Estado. Cada país dijo lo que tenía que decir y respondió con respecto a su propia situación, como debe ser en un foro multilateral, que es para eso, para que haya diálogo y discusión. No necesariamente estamos de acuerdo todos en un solo punto de vista: hay distintos puntos de vista en los países representados en la conferencia iberoamericana y precisamente para eso es este espacio de encuentro, para que haya una discusión sobre los temas que los países consideran importantes.

¿De qué forma estos objetivos mejorarán la situación en la región?

Esta Cumbre, precisamente, está en torno a lo que yo considero uno de los éxitos más importantes del multilateralismo, que es la Agenda (Nacional) 2030, los Objetivos de Desarrollo Sostenible. Son objetivos para eliminar el hambre y la pobreza extrema, para cerrar las brechas de desigualdad, para lograr una mejor equidad de género, un mayor balance de la vida humana con el planeta, para tratar de combatir el cambio climático, para tener ciudades sostenibles y seguras. Estos son los objetivos.

Por supuesto que caminar hacia ellos requiere un esfuerzo colectivo fenomenal, y por lo tanto hay que hacer un llamado a todos los sectores. Independientemente de cuál sea la ideología, o cuáles sean las cosas políticas con que cada uno de nosotros se identifique, yo creo que ninguno de nosotros podría estar en desacuerdo con los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Byron Vásquez