Comunícate con nosotros al 1590

COLUMNAS

Publicado

-

La Agenda 2030 busca empoderar a las personas vulnerables, incluyendo los pueblos indígenas, a través del desarrollo económico, el acceso igualitario a la educación y la inclusión social, económica y política (Objetivos de Desarrollo Sostenible 2, 4 y 10). La Organización de las Naciones Unidas (ONU) también ha declarado el 9 de agosto como el Día Internacional de los Pueblos Indígenas y la década 2022-2032 como el Decenio de las Lenguas Indígenas; esto último, con el objetivo principal de proteger las lenguas indígenas que están en peligro de desaparecer. El Día Internacional de los Pueblos Indígenas es una ocasión oportuna para reflexionar sobre la situación de las personas indígenas y, en específico, de las mujeres, quienes todavía enfrentamos barreras para acceder a la educación: estamos tres veces más expuestas a vivir en condiciones de extrema pobreza y frecuentemente somos discriminadas y excluidas. Como mujer maya kaqchikel, siento un gran privilegio el ser parte de esta cultura caracterizada por la indumentaria, el idioma, las costumbres y la espiritualidad ancestral, así como por un conjunto de valores basados en la relación de equilibrio que debe existir entre el ser humano y la naturaleza, que se expresa en el principio de que “todo posee el mismo soplo de vida, por lo que merece el más profundo respeto”. Es de la mayor importancia que este año la ONU haya escogido como la temática del Día Internacional de los Pueblos Indígenas el “papel de las mujeres indígenas en la preservación y transmisión del conocimiento tradicional”, dada la importancia que tenemos las mujeres en la preservación y transmisión de las prácticas ancestrales.

”El papel de las mujeres guatemaltecas indígenas en la preservación y transmisión del conocimiento tradicional“.

En Guatemala (un país multilingüe, multiétnico y pluricultural, con una de las más altas proporciones de población indígena del mundo) somos las mujeres indígenas quienes en mayor medida nos esforzamos por conservar y transmitir nuestra cultura; por ejemplo, a través de nuestra indumentaria y nuestro idioma. Son mujeres indígenas tejedoras quienes transmiten sus conocimientos, sentimientos y amor a través de la ardua labor de manos que implica la creación de cada prenda única, la cual, además, refleja siempre un momento específico y especial en la vida de quien la elabora. A pesar de haber sido objeto de discriminación en el sector académico, laboral y social, he decidido portar orgullosamente mi indumentaria maya en cualquier lugar donde me encuentre, como símbolo de respeto a mis raíces, además de que es una oportunidad para dar a conocer mi cultura y expresar lo afortunada que soy de pertenecer a ella, cultura milenaria que me acompaña en cada uno de mis pasos. Las mujeres que somos maestras también tenemos un papel central en la conservación y transmisión de nuestra cultura. En este sentido, valoro las oportunidades que he tenido, como docente del idioma kaqchikel, de transmitir a la niñez y juventud guatemalteca y de otros países, el conocimiento tradicional de mi pueblo. He visto de primera mano el beneficio de hacer obligatoria la enseñanza de un idioma maya en la educación nacional. Al tener la oportunidad de enseñar sobre el significado de la cultura maya, su idioma, cosmovisión, indumentaria, entre otros elementos, observé un cambio en niñas, niños y jóvenes, basado en el respeto hacia nuestros pueblos indígenas. En este sentido, en el marco del Día Internacional de los Pueblos Indígenas y partiendo de este pequeño acercamiento a la cultura maya, a través de lo que ha sido mi experiencia, invito a que todas y todos los ciudadanos de este país reflexionemos sobre las acciones que podemos tomar para alcanzar una sociedad pacífica, justa e inclusiva que reconozca el papel de los pueblos indígenas (y sobre todo de las mujeres indígenas), e impulsemos sus esfuerzos por mantener y proteger nuestra cosmovisión y cultura ancestral. Esto contribuirá a que hagamos realidad el principio de la Agenda 2030 de “no dejar a nadie atrás”.
https://dca.gob.gt/noticias-guatemala-diario-centro-america/wp-content/uploads/2022/08/Zully-Magzul.jpg
Seguir leyendo

COLUMNAS

Protejamos a las niñas y niños

Publicado

-

Leonel Guerra Saravia
[email protected]

Con el avance de la nueva tecnología, los guatemaltecos hemos visto con preocupación lo que está pasando con la pornografía y el abuso infantil. Un problema es la facilidad con la que menores de edad pueden ser captados por redes de trata de personas con fines de explotación sexual.

El término pornografía o porno (en su forma abreviada) hace referencia a todo aquel material que representa actos sexuales o actos eróticos con el fin de provocar la excitación sexual del receptor. Desde la década de 1970, el cine pornográfico se ha desarrollado hasta convertirse en el género erótico más típico.

A veces pornografía se entiende como cine pornográfico, aunque en absoluto han desaparecido la literatura y el arte eróticos. La pornografía se manifiesta a través de una multitud de plataformas, tales como la animación, el cine, la escultura, la fotografía, la historieta, la literatura o la pintura, y ha logrado un gran auge en los medios, como las revistas pornográficas e inclusive el audio (sexo telefónico), y últimamente en internet.

Se manifiesta a través de una multitud de plataformas, tales como la animación, el cine, la escultura, la fotografía, la historieta, la literatura o la pintura.

En China, los primeros manuales sexuales y poemas eróticos datan de 200 a. C., basados en las visiones teológicas sobre la complementación de géneros y fuertemente influenciados por los textos de la cultura india; asimismo, aparecen las representaciones gráficas del sexo en el arte popular tradicional como la pintura y la cerámica.

El nacimiento de la pornografía en el período de la cultura de la imprenta está definido con la aparición de los grabados pornográficos I Modi (1524) de Giulio Romano, grabados que fueron publicados bajo la dirección de Marco Antonio Raimondi, en los que se ilustraban 16 escenas de la mitología grecorromana que mostraban desnudo y sexo explícito. Los grabados fueron decomisados y destruidos según órdenes del papa Clemente VIII, quien también ordenó el encarcelamiento de Raimondi, acusándolo de
“inmoralidad”.

En Guatemala debemos proteger al que nace, crece y se desarrolla; es responsabilidad de los padres de familia, entidades educativas, sociedad en general y usar medios de comunicación para apoyarlos con prevención y educación. Es tarea de todos proteger a la niñez.

Colaborador DCA
Seguir leyendo

COLUMNAS

Sistema económico de la nueva Constitución chilena (II)

Publicado

-

Francisca Labbé F.
Profesora investigadora del Centro de Derecho Regulatorio y Empresa,
Facultad de Derecho UDD

Sin embargo, se aleja bastante de modelos con mayor inclinación hacia la libertad de los individuos. Esta libertad no es más ni menos que el derecho de toda persona a desarrollar cualquier actividad económica (respetando los límites que la Constitución y la ley determinen, según corresponda) y se encuentra fuertemente resguardada en la Constitución actualmente vigente (art. 19 N° 21).

En cambio, la propuesta de nueva Constitución no la reconoce con esta misma fuerza, al permitir y mandar al Estado a participar en la economía, desarrollando actividades económicas y otorgándole iniciativa para ello (art. 182).

Por su parte, en materia de propiedad privada, la Constitución actualmente vigente contiene un estatuto que asegura el acceso y el dominio sobre toda clase de bienes, así como también protege la propiedad intelectual e industrial y reconoce propiedad sobre los derechos de agua (art. 19 N° 23, 24 y 25). En estas normas encontramos las garantías para adquirir, gozar, usar y disponer de nuestros bienes, así también los derechos mínimos que el Estado debe respetar en caso de expropiación.

En estas normas encontramos las garantías para adquirir, gozar, usar y disponer de nuestros bienes.

En cambio, la propuesta de nueva Constitución quita la protección a la propiedad industrial (art. 95) y termina con los derechos de agua (art. 142), entre otras cosas.
Además, debilita las garantías generales sobre la propiedad privada; esto es, reemplaza el concepto de indemnización del valor patrimonial efectivamente causado por la noción de precio justo, por una parte, y, por la otra, modifica la garantía de que el pago debe hacerse en dinero efectivo al contado al indicar que el pago se hará en la forma que prescriba la ley (art. 78).

En resumen, sostenemos que las bases económicas que el proyecto de nueva Constitución nos propone le quitan preponderancia a la libertad de las personas y debilitan la propiedad privada, inclinando la balanza hacia un sistema económico cercano al centralmente planificado. Votar informado implica reconocer las bases económicas que contiene esta propuesta, porque solo así seremos capaces de tomar la decisión que consideremos mejor para Chile.

Universidad del Desarrollo
Seguir leyendo

COLUMNAS

El glorioso fiasco del arte setentero

Publicado

-

Teresa Reina Uribe
Periodista e historiadora
Revista Nuestro Tiempo

El verano de 1972 Pamplona acogió la primera y última edición de lo que pretendía ser una bienal de vanguardia en Europa: una semana de performances y música electrónica, a veces bajo edificios efímeros. España no estaba preparada para algo tan disruptivo y muchas obras no se entendieron: destrozaron los ninots de Equipo Crónica, robaron las flores de los corredores de Llimós y hasta rajaron las cúpulas neumáticas de Prada Poole.

Aunque la experiencia podría considerarse un fracaso, lo cierto es que los Encuentros de Pamplona marcaron un hito en la historia del arte contemporáneo patrio.

Madrid, 1 de febrero de 2021. La ciudad se recupera de una nevada memorable. En el barrio Hispanoamérica, en una calle cualquiera, una puerta gris sin rótulo se abre quejosa y lenta. En el umbral aparece un señor bajito, el rostro curtido por el paso del tiempo. Las cejas pobladas y la calvicie le dan un aire adusto, pero la sonrisa no tarda en aparecer, y no se irá en toda la velada.

El estudio de José Luis Alexanco es pequeño, o lo parece, porque está lleno de cosas, pero cada una ocupa su lugar. De fondo se oye el murmullo agradable de una canción persa, que se apresura a pausar en su cuenta de Spotify. Tiene un equipo de ordenadores con varias pantallas, en un par de mesas al final de la sala.

España no estaba preparada para algo tan disruptivo y muchas obras no se entendieron.

Los libros se apilan en estanterías; muchos parecen catálogos repetidos. Los acompañan formas humanoides de plástico transparente de diferentes colores, las siluetas derretidas de algún caminante.

En los huecos libres de las paredes cuelgan máscaras de culturas remotas y carteles de exposiciones y eventos, en los que se repiten sin cesar dos palabras: Soledad interrumpida.

Una soledad que significó, en realidad, la mejor de las compañías: es el título de la obra que Alexanco coprodujo con su amigo el músico Luis de Pablo en los setenta.
Las esculturas del primero con la melodía del segundo se integraron para ofrecer una pieza plástico-acústica. En su origen contaba con ciento cuarenta figuras iguales, de aspecto antropomorfo y blando.

Estos seres anónimos crecían y se encogían; eran hinchables, y un sistema mecánico les insuflaba o les quitaba el aire. Todo esto sucedía en penumbra, oscuridad rota en ocasiones por ráfagas de luz y proyecciones que aparecían de forma aleatoria. La música electrónica envolvía la escena.

Se estrenó en 1971 en Buenos Aires y viajó a París, Quebec, Ottawa, Múnich y Nueva York. Pero antes estuvo en Pamplona, en 1972.

En aquellos meses que pasaron entre una y otra representación de Soledad interrumpida, el dúo Alexanco-De Pablo revolucionó la capital navarra con el mayor evento de arte contemporáneo en España. Ambos prepararon los conocidos como Encuentros del 72.

Después de la representación en Argentina, la familia Huarte se puso en contacto con De Pablo para que proyectara una serie de conciertos. Él eligió a Alexanco como compañero de viaje y junto con Juan Huarte se embarcaron hace cinco décadas en una aventura cultural de vanguardia.

Juan era el segundo hijo de Félix Huarte, un destacado empresario de la construcción (levantó, por ejemplo, el Santiago Bernabéu) que dirigió un conglomerado de más de treinta compañías, ejerció la política y fue una de las figuras clave de la industrialización de Navarra, además de un destacado mecenas.

Sus hijos, Jesús, Juan, María Josefa y Felipe, heredaron de su padre la actitud emprendedora y la pasión por el arte. Su legado alcanza hasta hoy: el ejemplo más reciente lo ofrece el Museo Universidad de Navarra, inaugurado en 2015, que acoge la colección privada de María Josefa.

Colaborador DCA
Seguir leyendo

Title

Autor: Editor DCA

El Gobierno de la República, por medio del Ministerio de Educación (Mineduc), impulsa procesos de enseñanza dinámicos, con el fin de que los alumnos del sector público mejoren su aprendizaje (más…)

Autor: Colaborador DCA

Con el avance de la nueva tecnología, los guatemaltecos hemos visto con preocupación lo que está pasando con la pornografía y el abuso infantil. (más…)
Autor: Universidad del Desarrollo

Sin embargo, se aleja bastante de modelos con mayor inclinación hacia la libertad de los individuos. (más…)
Autor: Colaborador DCA

El verano de 1972 Pamplona acogió la primera y última edición de lo que pretendía ser una bienal de vanguardia en Europa: (más…)
Autor: Colaborador DCA

Testigo de ello es la oleada de violencia antigay y antitrans a raíz de la ley “No digas gay” de Florida, y los profesores, principalmente negros y morenos, (más…)
Autor: Editor DCA

Recobrar la credibilidad de las instituciones de Gobierno es uno de los objetivos que se propuso el presidente Alejandro Giammattei cuando asumió el cargo el 14 de enero de 2020. (más…)

Autor: Colaborador DCA

En la actualidad, el mundo cuenta con una impresionante y elevada población joven, la cual asciende a 1.8 mil millones de jóvenes que lideran el mundo, (más…)
Autor: Universidad del Desarrollo

En Derecho, se discute si es lícito que las constituciones hagan referencia a algún sistema económico en particular, ya sea estableciendo las bases de uno en específico, (más…)
Autor: Colaborador DCA

La creación de literatura infantil y juvenil es bastante contemporánea y tiene varias fuentes de inspiración: (más…)
Autor: Colaborador DCA

Cuando la gente tiene conocimiento de sus derechos y de cómo ejercerlos, es mucho más difícil que el Estado coaccione y robe a las personas su autonomía corporal. (más…)
Autor: Editor DCA

El Organismo Ejecutivo trabaja en coordinación con los gobiernos locales para ejecutar los proyectos sociales que necesita cada localidad, (más…)

Gobierno de Guatemala

Enlaces Importantes

COREFIS07

Directorio

 

  • Dirección General: Silvia Lanuza
  • Coordinación: Francisco Chinchilla
  • Nacionales: Jose Pelico y Erick Campos
  •  Deportes: Max Pérez
  •  Cultura: Leston Culajay

más temas

EDITORIALES

Publicado

-

El Gobierno de la República, por medio del Ministerio de Educación (Mineduc), impulsa procesos de enseñanza dinámicos, con el fin de que los alumnos del sector público mejoren su aprendizaje (más…)

Seguir leyendo

COLUMNAS

Protejamos a las niñas y niños

Publicado

-

Leonel Guerra Saravia
[email protected]

Con el avance de la nueva tecnología, los guatemaltecos hemos visto con preocupación lo que está pasando con la pornografía y el abuso infantil. Un problema es la facilidad con la que menores de edad pueden ser captados por redes de trata de personas con fines de explotación sexual.

El término pornografía o porno (en su forma abreviada) hace referencia a todo aquel material que representa actos sexuales o actos eróticos con el fin de provocar la excitación sexual del receptor. Desde la década de 1970, el cine pornográfico se ha desarrollado hasta convertirse en el género erótico más típico.

A veces pornografía se entiende como cine pornográfico, aunque en absoluto han desaparecido la literatura y el arte eróticos. La pornografía se manifiesta a través de una multitud de plataformas, tales como la animación, el cine, la escultura, la fotografía, la historieta, la literatura o la pintura, y ha logrado un gran auge en los medios, como las revistas pornográficas e inclusive el audio (sexo telefónico), y últimamente en internet.

Se manifiesta a través de una multitud de plataformas, tales como la animación, el cine, la escultura, la fotografía, la historieta, la literatura o la pintura.

En China, los primeros manuales sexuales y poemas eróticos datan de 200 a. C., basados en las visiones teológicas sobre la complementación de géneros y fuertemente influenciados por los textos de la cultura india; asimismo, aparecen las representaciones gráficas del sexo en el arte popular tradicional como la pintura y la cerámica.

El nacimiento de la pornografía en el período de la cultura de la imprenta está definido con la aparición de los grabados pornográficos I Modi (1524) de Giulio Romano, grabados que fueron publicados bajo la dirección de Marco Antonio Raimondi, en los que se ilustraban 16 escenas de la mitología grecorromana que mostraban desnudo y sexo explícito. Los grabados fueron decomisados y destruidos según órdenes del papa Clemente VIII, quien también ordenó el encarcelamiento de Raimondi, acusándolo de
“inmoralidad”.

En Guatemala debemos proteger al que nace, crece y se desarrolla; es responsabilidad de los padres de familia, entidades educativas, sociedad en general y usar medios de comunicación para apoyarlos con prevención y educación. Es tarea de todos proteger a la niñez.

Colaborador DCA
Seguir leyendo

COLUMNAS

Sistema económico de la nueva Constitución chilena (II)

Publicado

-

Francisca Labbé F.
Profesora investigadora del Centro de Derecho Regulatorio y Empresa,
Facultad de Derecho UDD

Sin embargo, se aleja bastante de modelos con mayor inclinación hacia la libertad de los individuos. Esta libertad no es más ni menos que el derecho de toda persona a desarrollar cualquier actividad económica (respetando los límites que la Constitución y la ley determinen, según corresponda) y se encuentra fuertemente resguardada en la Constitución actualmente vigente (art. 19 N° 21).

En cambio, la propuesta de nueva Constitución no la reconoce con esta misma fuerza, al permitir y mandar al Estado a participar en la economía, desarrollando actividades económicas y otorgándole iniciativa para ello (art. 182).

Por su parte, en materia de propiedad privada, la Constitución actualmente vigente contiene un estatuto que asegura el acceso y el dominio sobre toda clase de bienes, así como también protege la propiedad intelectual e industrial y reconoce propiedad sobre los derechos de agua (art. 19 N° 23, 24 y 25). En estas normas encontramos las garantías para adquirir, gozar, usar y disponer de nuestros bienes, así también los derechos mínimos que el Estado debe respetar en caso de expropiación.

En estas normas encontramos las garantías para adquirir, gozar, usar y disponer de nuestros bienes.

En cambio, la propuesta de nueva Constitución quita la protección a la propiedad industrial (art. 95) y termina con los derechos de agua (art. 142), entre otras cosas.
Además, debilita las garantías generales sobre la propiedad privada; esto es, reemplaza el concepto de indemnización del valor patrimonial efectivamente causado por la noción de precio justo, por una parte, y, por la otra, modifica la garantía de que el pago debe hacerse en dinero efectivo al contado al indicar que el pago se hará en la forma que prescriba la ley (art. 78).

En resumen, sostenemos que las bases económicas que el proyecto de nueva Constitución nos propone le quitan preponderancia a la libertad de las personas y debilitan la propiedad privada, inclinando la balanza hacia un sistema económico cercano al centralmente planificado. Votar informado implica reconocer las bases económicas que contiene esta propuesta, porque solo así seremos capaces de tomar la decisión que consideremos mejor para Chile.

Universidad del Desarrollo
Seguir leyendo

COLUMNAS

El glorioso fiasco del arte setentero

Publicado

-

Teresa Reina Uribe
Periodista e historiadora
Revista Nuestro Tiempo

El verano de 1972 Pamplona acogió la primera y última edición de lo que pretendía ser una bienal de vanguardia en Europa: una semana de performances y música electrónica, a veces bajo edificios efímeros. España no estaba preparada para algo tan disruptivo y muchas obras no se entendieron: destrozaron los ninots de Equipo Crónica, robaron las flores de los corredores de Llimós y hasta rajaron las cúpulas neumáticas de Prada Poole.

Aunque la experiencia podría considerarse un fracaso, lo cierto es que los Encuentros de Pamplona marcaron un hito en la historia del arte contemporáneo patrio.

Madrid, 1 de febrero de 2021. La ciudad se recupera de una nevada memorable. En el barrio Hispanoamérica, en una calle cualquiera, una puerta gris sin rótulo se abre quejosa y lenta. En el umbral aparece un señor bajito, el rostro curtido por el paso del tiempo. Las cejas pobladas y la calvicie le dan un aire adusto, pero la sonrisa no tarda en aparecer, y no se irá en toda la velada.

El estudio de José Luis Alexanco es pequeño, o lo parece, porque está lleno de cosas, pero cada una ocupa su lugar. De fondo se oye el murmullo agradable de una canción persa, que se apresura a pausar en su cuenta de Spotify. Tiene un equipo de ordenadores con varias pantallas, en un par de mesas al final de la sala.

España no estaba preparada para algo tan disruptivo y muchas obras no se entendieron.

Los libros se apilan en estanterías; muchos parecen catálogos repetidos. Los acompañan formas humanoides de plástico transparente de diferentes colores, las siluetas derretidas de algún caminante.

En los huecos libres de las paredes cuelgan máscaras de culturas remotas y carteles de exposiciones y eventos, en los que se repiten sin cesar dos palabras: Soledad interrumpida.

Una soledad que significó, en realidad, la mejor de las compañías: es el título de la obra que Alexanco coprodujo con su amigo el músico Luis de Pablo en los setenta.
Las esculturas del primero con la melodía del segundo se integraron para ofrecer una pieza plástico-acústica. En su origen contaba con ciento cuarenta figuras iguales, de aspecto antropomorfo y blando.

Estos seres anónimos crecían y se encogían; eran hinchables, y un sistema mecánico les insuflaba o les quitaba el aire. Todo esto sucedía en penumbra, oscuridad rota en ocasiones por ráfagas de luz y proyecciones que aparecían de forma aleatoria. La música electrónica envolvía la escena.

Se estrenó en 1971 en Buenos Aires y viajó a París, Quebec, Ottawa, Múnich y Nueva York. Pero antes estuvo en Pamplona, en 1972.

En aquellos meses que pasaron entre una y otra representación de Soledad interrumpida, el dúo Alexanco-De Pablo revolucionó la capital navarra con el mayor evento de arte contemporáneo en España. Ambos prepararon los conocidos como Encuentros del 72.

Después de la representación en Argentina, la familia Huarte se puso en contacto con De Pablo para que proyectara una serie de conciertos. Él eligió a Alexanco como compañero de viaje y junto con Juan Huarte se embarcaron hace cinco décadas en una aventura cultural de vanguardia.

Juan era el segundo hijo de Félix Huarte, un destacado empresario de la construcción (levantó, por ejemplo, el Santiago Bernabéu) que dirigió un conglomerado de más de treinta compañías, ejerció la política y fue una de las figuras clave de la industrialización de Navarra, además de un destacado mecenas.

Sus hijos, Jesús, Juan, María Josefa y Felipe, heredaron de su padre la actitud emprendedora y la pasión por el arte. Su legado alcanza hasta hoy: el ejemplo más reciente lo ofrece el Museo Universidad de Navarra, inaugurado en 2015, que acoge la colección privada de María Josefa.

Colaborador DCA
Seguir leyendo

más temas

©2022 Diario de Centro América - Todos los derechos reservados.