Julio Hernández Cordón protagoniza un ciclo de cine

Gasolina (2008), la  ópera prima de Julio Hernández Cordón, fue solo el combustible de una serie de producciones en las que el cineasta aborda, de “una manera natural”, aquellos temas que lo conmueven o lo asustan. Para celebrar una década de aquel filme determinante, y como parte de la 21 Bienal de Arte Paiz, el realizador vuelve al país con un ciclo de cine que se proyectará de mañana al viernes en el Centro Cultural de España, 6a. avenida 11-02, zona 1.

Coincidencias

“La idea de este ciclo es compartir la filmografía producida durante 10 años. Esto coincide con la Bienal de Arte Paiz, cuya organización consideró mi trabajo dentro de su programación”, explica Julio Hernández Cordón. El director agrega que, con estas proyecciones busca reencontrarse con la gente que lo sigue, pero, además, aproximarse a la nueva generación de cinéfilos guatemaltecos. Por eso, en las funciones estará acompañado de parte del equipo de sus cintas.

Estreno en Guatemala

En ocasión de esta muestra, Hernández estrenará en Guatemala su séptimo largometraje: Cómprame un revólver. Acerca de esta cinta dramática, cuya première tuvo lugar en la Quincena de Realizadores, del Festival de Cannes, en mayo, el cineasta dice que es una “mezcla entre Mad Max, Peter Pan, Huckleberry Finn, beisbol y la violencia del narcotráfico”.

El también guionista asegura que Cómprame un revólver es su producción más ambiciosa a la fecha. “Es mi segunda película rodada en México y mi hija pequeña (Matilde) interpreta a Huck, la protagonista”, resalta.  La trama aborda una región en que las mujeres desaparecen, mientras el personaje principal usa una máscara para ocultar su género y ayuda a su padre en un campamento abandonado.

Más trabajos

El director recuerda que el cine es necesario, y sin este Guatemala se resta en aspectos culturales, sociales y de identidad. Así, aunque hará un recorrido por sus filmes pasados y una selección de cortometrajes, el director ya planea nuevas tramas. Entre sus futuros títulos, adelanta, se encuentra una historia basada en la vida de Nezahualcóyotl, un rey poeta precolombino.

Stephany López