“Florence” baja a categoría 3, mientras se aproxima a la costa sureste de EE. UU.

En su boletín de las 17:00, hora local (21.00 GMT), el Centro Nacional de Huracanes (NHC, en inglés) señaló que los vientos huracanados se extienden hasta 70 millas (110 km) desde el centro del sistema.

De igual forma, los vientos con fuerza de tormenta tropical ahora se expanden hasta 195 millas (315 km).

El NHC  ha advertido de que las dimensiones de Florence “han aumentado” y mantiene su potencial de “marejadas ciclónicas y lluvias que ponen en peligro la vida humana”, en amplias zonas de la costa sureste estadounidense.

Se encuentra a 385 millas (615 kilómetros) al sureste de Willmington (Carolina del Norte), y a 420 millas (675 km/h) al este-sureste de Myrtle Beach (Carolina del Sur), hacia donde se dirige con una velocidad de traslación de 16 millas por hora (26 km/h).

Según un probable patrón de trayectoria creado por el NHC, el vórtice de Florence se moverá hoy por el suroeste del Atlántico, entre Bermudas y las Bahamas, y se acercará el viernes a las costas de Carolina del Norte y Carolina del Sur.

Los expertos del NHC alertaron de nuevo sobre el gran peligro de “marejada ciclónica” a lo largo de las costas de Carolina del Norte y Carolina del Sur.

Se mantiene un aviso de marejada ciclónica en la zona, donde el NHC alerta de que “existe la posibilidad de inundaciones que amenacen la vida” debido a un aumento del nivel del mar, “moviéndose tierra adentro” en las próximas 48 horas.

La peligrosa marejada ciclónica causará que áreas que son normalmente secas cerca de la costa “se inunden por un aumento del nivel” del mar, que podría alcanzar entre 9 y 13 pies (2.7 a 4 metros) de altura, desde Cabo Fear a Cabo Lookout, incluidos Neuse, Pamlico y Pungo, con “grandes y destructivas olas”, concluyeron los meteorólogos.

*Con información de EFE.

Sara Solórzano