El Salvador reduce alerta

El Gobierno de El Salvador mantuvo la alerta para el combate del mosquito transmisor de zika, dengue y chikunguña, aunque en un grado menor gracias a una reducción en la incidencia de esas enfermedades, declaró Jorge Meléndez, director de Protección Civil.

El país centroamericano pasó de registrar mil pacientes con las tres enfermedades por semana a 150 casos, lo cual es un logro, manifestó Eduardo Espinoza, viceministro de Salud.

En las primeras nueve semanas del año se contabilizaron 5 mil 620 casos sospechosos de zika, de los cuales 178 fueron en mujeres embarazadas por lo que se monitorizan en forma constante, detalló el funcionario.

La alerta amarilla a nivel nacional, según Meléndez, se emitió con base a los resultados exitosos de la primera alerta estratificada emitida el 11 de enero, que incluyó una jornada nacional contra el mosquito Aedes aegypti en la semana del 18 al 22 de enero en los municipios con mayor índice larvario.

En ese contexto

El virus del Zika, considerado el causante de afecciones en el cerebro de bebés, de la médula espinal y del síndrome de Guillain-Barré, también puede producir meningoencefalitis, una peligrosa inflamación del cerebro y las meninges, asegura un estudio publicado en la revista médica estadounidense New England Journal of Medicine, donde se destaca que una multiplicación de los casos de esa enfermedad, durante largo tiempo considerado anodino, puede afectar seriamente el sistema nervioso.