Comunícate con nosotros al 1590

OPINIÓN

El Pájaro Serpiente

Avatar

Publicado

-

Entre evidencias arqueológicas, leyendas, escritos de antaño, notificaciones oficiales y la tradición oral, el quetzal está presente en el imaginario guatemalteco, desde siempre, representando en una época poder y luego libertad para los nacidos en esta tierra de la eterna primavera. El quetzal pasó a ser el ave símbolo nacional de Guatemala, con el Decreto 33 del 8 de noviembre de 1871.

Se encuentra en el escudo de armas de la república, su difusión se estableció a través de sellos postales, timbres fiscales, papel sellado y otros documentos de carácter oficial. En 1924 se emitió el Decreto No. 879, en el que se estableció como unidad monetaria al “quetzal”. Las primeras monedas fueron de valor de uno, medio y un cuarto y diez centavos, cinco centavos de quetzal en plata y un centavo en cobre.

En la actualidad aún está en vigencia el decreto donde se prohíbe la caza en el departamento de Alta Verapaz, y este fue promovido por el presidente José María Reyna Barrios, el 13 de diciembre de 1895 (Decreto del Congreso de la República No.1196). En el Artículo 21 de la Ley General de Caza de Guatemala se indica que el quetzal es una especie bajo protección total y veda absoluta, cuya cacería y/o captura constituyen un delito penado por la misma ley. La captura de esta especie solo se permite bajo casos especiales con fines de investigación científica, después de ser autorizadas por la entidad competente.

El quetzal,cuyo nombre científico es Pharomachrus mocinno mocinno, es el ave más impresionante de la familia de los trogones de América (existen 34 especies de trogones). Su hábitat son los bosques nublados, bosques lluviosos, montañas de altura, bosques vírgenes con altitudes promedio de 1,200 m a 3,200 m sobre el nivel del mar, en los que abunda el aguacatillo, pino blanco, guarumo y otros. Los trogones son aves arbóreas de tamaño regular con cuerpos compactos, cuellos cortos y patas pequeñas.  El macho de esta familia exhiben colores como verde, azul o violeta en la parte superior de su plumaje, mientras el pecho contrasta con colores como rojo, amarillo o anaranjado, colores llamativos.

El quetzal pasó a ser símbolo nacional de Guatemala, con el Decreto No.33 del 8 de noviembre de 1871.

Una característica muy importante, es que no emigran. Los ornitólogos colocan al quetzal entre las seis aves más hermosas del Nuevo Mundo. El quetzal se alimenta de frutas (aguacatillo) y pequeños insectos (moscas). El agua se considera como parte fundamental de su dieta. El quetzal se baña dos veces al día:  una por la mañana y otra por la tarde; se despioja a menudo con el pico y a veces ayudándose con las patas. Toma baños de sol; hace ejercicios por la mañana. En la noche, descansa. El principal predador es el gavilán, le sigue el piojillo, que lo heredan los hijos, este parásito lo puede matar de anemia crónica.

El cortejo del quetzal se da en marzo o abril. La hembra selecciona el nido, viniendo a ocupar uno abandonado. Los huevos son elípticos y de color azul pálido. La incubación dura 19 días, aproximadamente.  Tres semanas después, las crías están listas para dejar el nido y enfrentar los retos de su hábitat. La Universidad de San Carlos estableció para su conservación en 1979 la Reserva Natural Mario Dary Rivera, conocida como Biotopo del Quetzal, en Purulhá, Baja Verapaz. Es el lugar por excelencia para el avistamiento del ave símbolo.

El pájaro serpiente tiene como refugio un amplio sector de la Verapaz, debido a las diversas áreas protegidas de dicha región del país. En la mayor parte de su distribución geográfica, las poblaciones del quetzal están disminuyendo por la pérdida y fragmentación de los bosques de montaña y el tráfico ilegal. La reducción drástica de sus hábitats reproductivos es la amenaza más importante para la persistencia a largo plazo de la especie. La frontera agrícola es al final la principal amenaza a la subsistencia del quetzal. 

Colaborador DCA
Seguir leyendo

OPINIÓN

Desarrollo sustentable, un reto para la juventud

Avatar

Publicado

-

Santiago Estrada Hernández
[email protected]

La urbanización y el sistema de desarrollo económico actual se basan en socavar los recursos naturales de manera recurrente, un aspecto importante al que las generaciones jóvenes deben prestar atención, pues pone en riesgo el futuro del país.

El término sistema socio-ecológico explica las relaciones ecológicas y sociales en torno a los recursos necesarios para el sostenimiento de la vida civilizada; bajo esta perspectiva se pueden entender las relaciones entre los cuatro pilares que lo integran: social, ambiental, institucional y económico.

El sistema explica que el subsistema ecológico es la base del subsistema social, por lo que permite la existencia de la sociedad. Gracias a la existencia del factor social, existe el marco institucional y económico.

La mejor oportunidad que tienen los países para combatir el deterioro de los recursos naturales es la juventud.

Teniendo en cuenta que el medio natural permite la existencia social y de los factores que la componen, surge la necesidad de mantener la integridad de los recursos naturales, puesto que, en caso de perderse, no habría sustento para el crecimiento social. Es por esta razón que es preciso enfocar los esfuerzos de la juventud en la migración hacia un sistema de desarrollo donde se cuide la integridad de los recursos naturales, mediante la sustentabilidad.

Por ejemplo, la actual expansión urbana implica el deterioro del ciclo del agua, lo que provoca que disminuya la disponibilidad hídrica y eventualmente no se podrá satisfacer la totalidad de demanda de agua necesaria para todos los componentes de ese sistema urbano; es preciso adaptar conductas que permitan disminuir la vulnerabilidad a estos cambios súbitos ocasionados por el desarrollo de la actividad humana, para que la sociedad pueda cubrir sus necesidades básicas.

Para las juventudes debe ser una responsabilidad preservar la integridad de los recursos naturales, tomando en cuenta que el deterioro de estos tendrá gran incidencia en la sociedad; asimismo, la falta de voluntad para abordar estos problemas no debe ser una excusa para el empoderamiento y la toma de liderazgo. Por lo que corresponde a esta generación tomar las iniciativas que promuevan el cambio del enfoque de desarrollo económico sustentado a costa de los recursos naturales, a un enfoque económico sustentable.

Colaborador DCA
Seguir leyendo

COLUMNAS

Cooperación internacional y proyectos inclusivos

Avatar

Publicado

-

Consejo Editorial Conadi

“Solos podemos hacer muy poco; juntos podemos hacer mucho”. Esta famosa frase de Hellen Keller, escritora sordociega y primera mujer con discapacidad en recibir un título universitario, hace referencia a la importancia de la participación de los diferentes sectores para la consecución de un objetivo.

Uno de esos sectores está representado a través de organizaciones internacionales y misiones diplomáticas, especialmente de las naciones desarrolladas y aquellas que tienen avances significativos relacionados con la inclusión de las personas con discapacidad.

El Consejo Nacional para la Atención de las Personas con Discapacidad (Conadi) ha sostenido relación durante los últimos años con ONG que trabajan en Guatemala.

El Consejo Nacional para la Atención de las Personas con Discapacidad (Conadi) ha sostenido relación durante los últimos años con ONG que trabajan en Guatemala, y ha incidido en la inclusión de las personas con discapacidad dentro de sus proyectos. Alcanzándose valiosas contribuciones a favor del sector, en procesos que abordan la participación ciudadana, gestión integral de riesgo ante desastres, derechos humanos, participación en la vida política y pública, entre otros.

La Convención Sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad (CDPD), instrumento adoptado por el Estado guatemalteco, hace referencia a la importancia de la cooperación internacional en apoyo a los esfuerzos nacionales en cumplimiento de los derechos de las personas con discapacidad, importante sector que en el país asciende a 1 600 000 habitantes.

Durante el 2021, el Conadi ha sostenido relación con la Embajada de Costa Rica, misión diplomática que ha brindado cooperación técnica en el proceso de legislación de Certificación de la Discapacidad, Desinstitucionalización y Autonomía. De manera reciente, la Embajada de Israel en Guatemala solicitó el apoyo del Conadi, para identificar a una persona con discapacidad a ser beneficiada con un mecanismo tecnológico que le brindará mayor accesibilidad e incidirá en su autonomía.

El Conadi promovió a una destacada estudiante que es parte del programa Bolsa de Estudios de la institución. Cabe mencionar que Israel y Guatemala, históricamente, han sostenido una estrecha relación de apoyo, pero particularmente esta acción alcanza al sector de personas con discapacidad que coadyuva al cumplimiento de derechos y a la construcción de una sociedad más incluyente.

Colaborador DCA
Seguir leyendo

COLUMNAS

El Black Friday destiñe a gris

Avatar

Publicado

-

Goretti Cabaleiro Profesora de la Facultad de Económicas

Según un Estudio de Consumo Navideño ofrecido por Deloitte, este año el Black Friday acaparó el 32.7 por ciento del presupuesto total destinado por una familia a las compras navideñas.

Nada más y nada menos que seis puntos más con respecto a cifras del año pasado.

Como ya es conocido y con extensión a nivel mundial, el Black Friday o viernes negro es un evento comercial importado desde EE. UU. (surgió en los años 70), que aterrizó en España en 2012.

Viene a inaugurar la temporada de compras con vistas al periodo navideño. Nueve de cada diez empresas de nuestro país se unen anualmente a esta iniciativa que tiene lugar el último viernes de noviembre y que, en teoría, se caracteriza por rebajas significativas en muchas tiendas minoristas y grandes almacenes. Pero es eso, solo una teoría.

Cuando uno ahonda en el término Black Friday, este tiene muchas acepciones. Pero principalmente el trasfondo del evento tiene un objetivo capital: equilibrar las cuentas de resultados de aquellas compañías que, en su mayoría, están en números rojos porque no han vendido lo suficiente durante el año y hacen creer al consumidor que van a hacer unas políticas agresivas de descuentos.

Y un dato más que desmitifica esa idea de rebaja: en términos generales, los precios fueron un 2.6 más caros ese día que en las semanas previas. Además, lo que comenzó siendo una campaña de un día ha pasado a convertirse en un evento que se ha extendido a la semana previa.

Y en ese hacer creer está la clave: para las empresas sin lugar a dudas es black, porque vuelven a los dígitos tintados de negro haciendo que esos números rojos que les acechaban hasta hace poco desaparezcan, pero para el consumidor ese black destiñe en muchos casos a gris. No hay más que hacer un repaso a algunas cifras que ofrece la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) para sostener esta afirmación.

Desde 2015, un mes antes de que se dé el pistoletazo de salida al Black Friday, desde la OCU se recaban y analizan diariamente más de 28 000 precios de un total de 1260 productos para comprobar si aquellos suben, bajan o se mantienen.

Y las conclusiones ahí están: sin ir más lejos, el año pasado solo el 3.4 por ciento de los productos monitorizados alcanzó su mejor precio ese viernes
negro.

Y un dato más que desmitifica esa idea de rebaja: en términos generales, los precios fueron un 2.6 por ciento más caros ese día que en las semanas previas.

Además, lo que comenzó siendo una campaña de un día ha pasado a convertirse en un evento que se ha extendido a la semana previa.

Siguiendo con datos, con respecto a la Black Week la OCU encontró el año pasado que solo el 18.8 por ciento de los productos monitorizados obtuvo su precio mínimo en esa semana última de noviembre, que un 27.5 por ciento de los productos lo incrementó, y que, en general, los precios subieron un 0.5 por ciento entre el 23 y 29 de noviembre de 2020.

El black no es tan black. Entramos de lleno en lo que podríamos denominar Grey Friday o Grey Week, donde el beneficio para las grandes compañías, no tanto las pequeñas y menos para el consumidor, es notorio.

Además, este año, las empresas lo tienen mucho más fácil: en plena crisis de suministros, la población está en alerta para hacerse con algunos artículos cuanto antes por miedo a esa falta de stock.

En este nerviosismo generalizado, las empresas se han adelantado a los tiempos y han visto una oportunidad para iniciar una carrera meteórica para llegar primero al consumidor.

Colaborador DCA
Seguir leyendo

Gobierno de Guatemala

Enlaces Importantes

Directorio

 

  • Dirección General: Silvia Lanuza
  • Coordinación: Francisco Chinchilla
  • Nacionales: Jose Pelico y Erick Campos
  •  Deportes: Max Pérez
  •  Cultura: Leston Culajay

más temas

©2021 Diario de Centro América - Todos los derechos reservados.