Educación inteligente

Debe enfocarse en formar un nuevo perfil del ciudadano.

La educación es un instrumento poderoso y efectivo para reducir la pobreza, exclusión y discriminación en la cual están sometidos grandes segmentos de la población en todo el territorio nacional; por lo tanto, es en la educación en donde hay que invertir, y los resultados serán evidentes en prosperidad  económica y política y tolerancia a la diversidad cultural de las presentes y futuras generaciones.

Debe ser una educación de calidad; en su cobertura gratuita o privada debe ser universal o, en todo caso, enfocada a la era global, una educación inteligente y sin fronteras. No seguir con el mismo modelo tradicional que hemos experimentado generaciones anteriores, y los resultados son evidentes. Subdesarrollo, pobreza extrema, exclusión y desnutrición, todo tipo de males que experimentamos en la actualidad. La educación de calidad debe enfocarse en formar un nuevo perfil del ciudadano, ser creativo, con liderazgo con capacidades de resolver problemas; con habilidades comunicativas en otros idiomas. Con habilidades de crear oportunidades productivas y servicios de todo tipo, pero para ello, debemos enfocarnos en los niños y adolescentes del presente. Hay ejemplos ya encaminados, Intecap y los TIC´S; de lo contrario, si no nos enfocamos en una educación inteligente moderna, efectiva y de calidad utilizando las herramientas tecnológicas y digitales, estaremos condenados a seguir con los mismos males dependientes y excluidos del desarrollo global; por lo que el desarrollo económico del presente y futuro es el conocimiento, innovación y creatividad.

Por: Pedro Bal Cumes

Pedro Bal Cumes