Día del Trabajo

Debemos ver el verdadero sentido del trabajo: como actividad humana creativa y productiva que permite que podamos desarrollar nuestras capacidades y habilidades como seres humanos.

La inteligencia, la voluntad y nuestras emociones son nuestros mejores aliados para vivir como personas, dándole un sentido a nuestra vida. Así, el trabajo permite que pongamos esfuerzo y compromiso al servicio de una tarea; el trabajo dignifica, y no debemos verlo como una carga. Debemos ver que es la oportunidad para desarrollarnos plenamente, pues nos permite ser protagonistas, trasformando nuestra realidad y la de nuestro país.Renovemos nuestra misión en nuestra vida para poder dar lo mejor de nosotros en donde estemos y desde donde podamos hacer cambios importantes que marquen con motivación el desarrollo de nuestras actividades profesionales. Sintamos orgullo de conseguir y forjar el futuro con esfuerzo; el trabajo es un bien común, no es solamente la posibilidad de contar con un empleo.

El desafío está en buscar el cambio adecuado que permita explotar la socialización de saberes y crecimiento. Demos gracias por la posibilidad de tener un empleo, y los aliento para que sigamos construyendo juntos una nación próspera.

José María Godoy Palacios