Bienvenida la inversión israelí

La bandera de Guatemala ondea en la ciudad de Jerusalén desde el 16 de mayo, cuando sobre las paredes de esa antigua ciudad también fue proyectada la insignia azul y blanco y en las calles lucieron pendones con iguales colores, como muestra de simpatía y agradecimiento por haber tomado la decisión de retornar nuestra embajada a la ciudad sagrada.

Dado el reforzamiento de relaciones con Israel, los ojos de los empresarios de aquel país han puesto su mirada en la posibilidad de invertir en proyectos que contribuyan con la economía y desarrollo de Guatemala.

Esta semana, la ciudad de Antigua Guatemala recibió a un grupo de hombres y mujeres de negocios israelís, que llegaron para ver las posibilidades de inversión y conocer a empresarios guatemaltecos interesados en establecer vínculos comerciales con ellos. Esto se dio en el marco de Volcano Innovation Summit, la cumbre internacional de innovación empresarial que se realizó en la ciudad colonial esta semana.

De acuerdo con la visión del Fondo Guatemala–Israel para el Desarrollo e Inversión, nuestro país será la base de operaciones para las inversiones en este continente, y unos 2 mil millones de dólares podrán ser destinados a proyectos especiales para Guatemala, de acuerdo con las declaraciones dadas por Yossi Abadi, director del referido fondo.

“El nivel de inversión en Guatemala dependerá de la cantidad de planes y la creatividad que encontremos conjuntamente. Tenemos que identificar y entender los recursos que se necesitan”, apuntó Abadi.

Para nuestro país será importante esa inversión, que ayudará a la creación de nuevos puestos de trabajo y al mismo tiempo hará crecer la balanza comercial con el país amigo de medio oriente.

Las inversiones también traen consigo el intercambio tecnológico, la adecuación al mercado, la tecnificación y la educación e instrucción de mano de obra que atienda las necesidades del emprendimiento que estas demandan.

Más de 14 mil millones de quetzales en inversión reforzarán la economía nacional y permitirán ampliar el horizonte para que otros países amigos vengan a hacer negocios a esta tierra, ubicada estratégicamente en la cintura del continente.

Redacción DCA