AEU ¡te queremos libre!

En tiempos de descrédito político, solo propuestas con la participación de mujeres, pueden hacer cambios y renovar la política universitaria.

Muchos espacios y procesos construyen la experiencia del ejercicio de la democracia.

Uno de ellos es la vida estudiantil universitaria, que para muchas y muchos es vivida como se vive la política en el país.

Algunas la ven pasar sin interés de comprender lo que implica para el estudiantado, y otras se meten a la dinámica de impulsar procesos desde sus sueños e intereses.

Las asociaciones estudiantiles han cambiado en su composición e impacto a lo largo de los últimos 30 años, particularmente la Asociación de Estudiantes Universitarios “Oliverio Castañeda de León” –AEU. Recuerdo cuando en boca de la gente estaba el decir: “Espérense que ya saldrán los estudiantes”, con esperanza en aquel espíritu enérgico y poderoso que siempre estaba enarbolando las exigencias más sentidas de la población, denunciando atropellos y exigiendo justicia, derechos y acciones concretas.

En ello, la vida de miles fueron arrancadas porque la “democracia” era demasiado chica para esas demandas tan potentes y articuladoras.

Hoy, después de casi 15 años de que la AEU fuera sitiada por intereses que nada tienen que ver con el análisis crítico y la propuesta estratégica, vemos cómo jóvenes estudiantes
retoman el carácter participativo y rebelde que caracteriza a la muchachada Sancarlista, comprometida y con ganas de irrumpir y mover estructuras cómplices del sistema
actual de las cosas.

Se forma una planilla que por segunda vez lleva como candidata a Secretaria General a una mujer, y que esperemos sea la primera en ese puesto, con una propuesta que pretende renovar la política universitaria, con miras a articular un movimiento estudiantil, que a su vez, aporte en esa articulación de los movimientos sociales
emancipatorios.

Después de las movilizaciones del 2015 se logró avanzar al sendero de la recuperación de la voz para asumir esa responsabilidad otorgada a la Usac como centro de opinión profesional para contribuir a resolver los problemas nacionales, a favor del pueblo que los mantiene y no de quienes quieren aprovecharse de los bienes y recursos nacionales para su enriquecimiento.

Del 19 al 21 de agosto de 2017 serán las elecciones de AEU en la Usac.

De corazón deseamos que el estudiantado pueda hacer uso de ese poder que tiene y apoyar esta iniciativa que desde la Planilla 2 del Frente Estudiantil impulsan.

Para sacar a esa AEU de las manos corrompidas que la manejan como negocio y volverla a su naturaleza de conseguir una educación universitaria comprometida con el pueblo de Guatemala.

María Dolores Marroquín